Regionales

Se inauguró la Casa del Payador en Cascallares

16.08.2015 Leída: 1258 veces

Quedó inaugurada en la localidad de Micaela Cascallares “La Casa del Payador”, un espacio impulsado por Luis Barrionuevo y que se construyó con apoyo de la municipalidad a través de la delegación a cargo de Oscar González.

La inauguración se realizó con la presencia de Roberto Pissani y Sonia Finocchio en representación del municipio, de la exsenadora  Graciela De Leo y payadores de distintos puntos de la región.

El Delegado Municipal, previo al corte de cintas, agradeció a los presentes el acompañamiento al nuevo espacio cultural de Cascallares y expresó que “quiero decirles que este es un acto humilde y sencillo para inaugurar la casa del payador. Quiero agradecer a todos los payadores que se han acercado, a la gente que ama el folclore, y a todos a los que han llegado de afuera, como Córdoba, Pringles, Coronel Dorrego. También a  todos estos chicos del grupo de folclore del Fortín Gaucho. A Luis por confiar en que yo podía llegar a hacer esto, también a Sonia Finocchio y Roberto Pissani que llegaron en representación de la municipalidad. También agradezco a Graciela De Leo que hace unos años fue una impulsora de este tema”.

Luis Barrionuevo explicó los motivos de su alejamiento de los escenarios

Luis Barrionuevo dijo a quienes se encontraban en el interior de la Casa del Payador: “ustedes saben el problema de salud que tuve, con dos accidentes cerebro vasculares; ahora estoy en tratamiento y me ayudan a recuperar, pero tengo problemas para la improvisación”.

"Yo al payador siempre lo quise, lo valoré y creo que cuando partió Catino – Arias- de Tres Arroyos el canto del payador se murió y yo luché mucho para levantarlo, porque cuando yo nombraba al payador, prácticamente era una mala palabra; me encuentro contento pero ese es el problema de mi alejamiento, mi cabeza no me da debido a mi salud”.

Graciela De Leo: “Gracias por el sueño para rescatar nuestra tradición”

El único mensaje que quiero dejar, viendo que había muchos chicos, es el mensaje que se les deja a las futuras generaciones, vos viniste con un sueño, una forma de rescatar nuestra tradición, nuestra cultura, retomar la bandera, seguir para adelante y a veces lo que puede parecer muy superfluo, como un monumento o la casa del payador que era para reunir todos los objetos, los libros, las cosas que habías ido recogiendo a lo largo de tu carrera; trajiste un sueño, y si bien hubo dificultades pudimos sumar los esfuerzos, por lo que a través de ese sueño quienes estábamos en la función pública nos juntamos, reunimos nuestro esfuerzo, lo que es un lindo mensaje para el presente y para el futuro de nuestra tierra.

Gracias por haberte atrevido a soñar, es parte de la recuperación de nuestras raíces, el payador es un elemento central en la cultura nacional que ha sido el pregonero que llevaba noticias de un lado a otro, en sus orígenes sino que era la voz de los que no tenían voz, que se revelaba contra las injusticias; gracias por el aporte, fuimos acompañantes circunstanciales y comprometidos en ese sueño que hará que eche raíces”.

Sonia Finocchio: “No cambie su guitarra, siga dando clases a los chicos”

La actual concejal y ex directora de cultura del municipio, Sonia Finocchio, dijo “En su momento me tocó acompañar en la inauguración de la casa del payador, y creo que tiene que estar orgulloso y contento de tener este espacio en su lugar de nacimiento, gracias a la labor del delegado Oscar González; lo felicito por el empuje y usted sabe que desde el municipio lo hemos estado apoyando, no cambie la guitarra, siga dando clases a los chicos, y que no se pierda la posibilidad de tener el canto del payador y del decidor si usted deja esa guitarra”.

Emotiva presencia desde Monte Maíz

El presidente de Los Amigos de la Tradición, entidad cordobesa, presente en el lugar, dijo "he venido de Monte Maíz, Córdoba llegó a Cascallares respondiendo a una invitación de un amigo que es Mario Quintana que iba a ver a su hermano a Cosquín, y me comentó de este descubrimiento de la casa del payador, y me decidí a venir desde ochocientos setenta y siete kilómetros, y me encuentro con grandes amigos que uno los conocía por televisión y hoy los veo acá, como Soccodatto, José Curbelo, el Topo Lauga, y además me reencuentro con este amigo, estoy muy emocionado”, dijo, en referencia a Quintana.