Carlos Ávila, ejemplo de superación

17 diciembre, 2016 Leido: 31

Carlos Ávila, ejemplo de superación

Es nativo del 59.  El menor de cuatro hermanos. La madre lo parió en su propia casa de Orense.  Su papá hizo de partero. Así empezó su vida en un marco difícil, con una madre enferma que la llevó al suicidio.

Su  padre era  cocinero  en una comparsa de esquila. Llegaban hasta Ushuaia con el trabajo. Muchos meses fuera del hogar.

Sufrió la separación de la familia, por esas cosas que pasan en todas las familias. Luego los papás se re-unieron.

Con 13 años empieza a trabajar de peón  de albañil, pasando mucho tiempo en la casa de su patrón, donde encontraba sosiego y comprensión. Era uno más en una familia grande.

Precisamente en esa familia grande conoce a quien hoy es su esposa. Ella 18 y el 19 deciden casarse y se fueron a trabajar al campo.

Vinieron los hijos y alternaban el trabajo: invierno de albañil y en primavera-verano explotación apícola.

En el 92 comienza su vida “empresaria” con un corralón de materiales para la construcción en Claromecó.  Lleva 38 años de matrimonio. Tiene cuatro  hijos y cinco nietos.  Hoy es propietario de una de las casas de artículos de pesca más grandes del distrito y el mayor vendedor de carnadas para concursos. Nunca se dedicó a la política, pero hoy tiene un cargo político. Es la referencia municipal en Claromecó y es Agua Clara 2016, Carlos Ávila.