Conflicto entre guardavidas: Messina no conoce la denuncia en su contra y dijo que “hay mala leche”

21 diciembre, 2015 Leido: 17

Conflicto entre guardavidas: Messina no conoce la denuncia en su contra y dijo que “hay mala leche”

Una conflictiva situación, que se avizoraba desde los inicios de la temporada, se está registrando con los guardavidas de Claromecó. Este último fin de semana, aparecieron pintadas agresivas para con el jefe, Claudio Messina, y hubo una medida de fuerza por parte del resto de los servidores públicos. Además, en la Comisaría Segunda de Claromecó se radicó una denuncia penal contra el nombrado titular del cuerpo, cuya existencia el propio Messina dijo desconocer, entrevistado por LU 24.

La denuncia, por amenazas, fue formulada por otro guardavidas que cumple funciones en Dunamar, Pablo Antonio Camino, el 20 de diciembre último, y tramita en la UFIJ N°13 de Carlos Facundo Lemble. En el texto de la misma, Camino asegura que tras insultarlo, Messina lo amenazó de muerte.

Con LU 24, el nuevo jefe repasó su trayectoria y admitió que cuando comenzó la temporada “empezaron los nubarrones pero hubo entendimiento”, ya que “el intendente fue claro, aseguró que en 2016/17 el Municipio se va a ajustar a lo que dice la ley”.

“Yo fui el quinto que llamaron para ser jefe, pero tampoco soy nadie, porque estuve como jefe en Orense, y varios años en otros lugares. Las pintadas son de mala leche, pocos códigos y cobardía, y yo no las merezco”, sostuvo.

El problema del sábado

En este sentido, Messina aclaró que, con el consentimiento de la Municipalidad y por la presencia de una cantidad menor de guardavidas hasta el mes de enero, se decidió cubrir la playa en horario de 10 a 13 y de 15 a 19. “Fuera de eso, como cualquier empleado municipal, el que quiere hacer horas extras las puede hacer, y el que no, no está obligado a hacerlas. El sábado, específicamente, sobre 20 guardavidas oficiales que estamos trabajando, solo 2 por problemas particulares que eran atendibles, no quedaban en playa. Por eso, desde el último refugio cerca de los baños, hasta Dunamar, había dos guardavidas por puesto entre las 13 y las 15. Dunamar tenía la dotación completa, y el problema se originó allí, donde está el secretario general de la Asociación David Mariucci, a quienes les pedí que se quedaran todos. Creo que de los cuatro, iban a hacer en lugar de dos horas todos, una hora dos y otra dos. Pero dijeron que todos hacían las dos horas, o todos se iban. El mar estaba peligroso pero no había gente en el agua. Por eso, en tiempo y forma, yo avisé que quería dejar presencia. Y nadie puede discutir, respecto de lo mío, la clase de persona que soy en cuanto a la prevención. Es muy claro: el municipio nos ocupa para eso, no para sacar gente del agua. Y tenemos que estar capacitados para hacerlo si sucede. Aclaro que el servicio no se dejó de prestar en ningún momento. Y yo no tengo problemas personales con nadie, pero el cuidado de la gente en la playa tiene que estar, porque para eso nos pagan”, sostuvo Messina.

“No conozco la denuncia”

Tras asegurar que desconoce el contenido de la denuncia en su contra, Messina advirtió que “no tengo nada personal con nadie, eso no es cierto. Y si es así, habrá que hacer una contradenuncia. Para denunciar a alguien tienen que tener pruebas. Pero con esto de la denuncia me sorprenden desde la radio, porque yo no conocía esta situación. ¿Por amenazas de muerte? Hay una falsedad…Hace 28 años que me vengo bancando un montón de cosas, pero esto ya me causa gracia. No soy una persona de armas ni nada por el estilo, me dejan descolocado”, finalizó.