Consagran al chavense Larregain como nuevo obispo auxiliar de Corrientes

29 junio, 2020 Leido: 740

Consagran al chavense Larregain como nuevo obispo auxiliar de Corrientes

El chavense monseñor José Adolfo Larregain será ordenado hoy, en la iglesia Catedral, como obispo auxiliar de la diócesis de Corrientes, tras ser designado por el Papa Francisco. La ceremonia de consagración será presidida por el arzobispo de la provincia, Andrés Stanovnik, a las 18, en el marco de la fiesta de San Pedro y San Pablo.
Se trata de una celebración litúrgica especial para la iglesia católica local, dado que de ahora en más el servicio pastoral que brinda monseñor Stanovnik tendrá el acompañamiento del padre Larregain. La misa se podrá seguir a través de las redes sociales del arzobispado.

“Mi primer gran desafío es integrarme a la iglesia particular de Corrientes, que ya tiene un gran recorrido. Tengo mucho que aprender de este lugar, de su gente, del presbiterio, del camino recorrido por los obispos anteriores, sobre todo de monseñor Andrés, a quien vengo a acompañar para caminar juntos”, dijo en una entrevista que le realizó el diario El Litoral.
Además, comentó que no se conocían entre sí, pero tienen en común la obediencia franciscana. “Tenía referencias de monseñor Stanovnik por sus grandes responsabilidades en Celam (Consejo Episcopal Latinoamericano) y porque es una persona muy respetada y valorada. Tenemos en común el carisma franciscano, en su caso él es capuchino”, señaló. Dicho esto, destacó “ahora que el Santo Padre me pide venir a la arquidiócesis caminaré junto con él para vivir la experiencia de fe y la construcción del reino de Dios”.
Cabe recordar que el nuevo obispo auxiliar arribó a la provincia el 4 de junio y, tras haber llegado de Buenos Aires debió cumplir el período de aislamiento preventivo, lo que en definitiva extendió los plazos de su consagración formal. Él mismo destacó la importancia de respetar los protocolos sanitarios establecidos, diciendo: “hice la cuarentena completa, me extendí hasta el domingo 20 de junio. Hasta que no recibí el resultado del hisopado no salí a ningún lado”.
Fue así que el lunes pasado, en el patio del arzobispado se realizó una sencilla ceremonia, con la cual la curia diocesana dio la bienvenida a monseñor José Adolfo. Se trató de una celebración de acción de gracias y en ese marco recibió el regalo de la imagen de la Cruz de los Milagros y la Virgen de Itatí.
“El lunes pasado recibí una imagen preciosa de Itatí que me regalaron junto con la Cruz de los Milagros, dos grandes símbolos del pueblo correntino y su gran devoción. Es una muy valiosa manifestación de fe”, destacó el obispo auxiliar días atrás.
Por otra parte, en lo que respecta a su biografía, el padre fray José Adolfo desarrolló una intensa actividad pastoral y de responsabilidades en diferentes zonas del país, donde están presentes comunidades franciscanas. Entre ellas Río Cuarto (Córdoba), Salta, Lomas de Mariló (Buenos Aires); guardián y maestro de postulantes de la comunidad de los Frailes Menores en la capilla San Cayetano en la localidad de Trujui y como definidor provincial de la Orden.
También prestó su servicio en la diócesis de Merlo-Moreno como párroco de la Virgen de la Paz; luego fue delegado diocesano para el acompañamiento de la Renovación Carismática Católica; es parte del Grupo de los formadores permanentes para el clero diocesano; y miembro del Consejo Presbiteral. Con esa trayectoria en sus hombros, hoy será consagrado obispo auxiliar para la diócesis de Corrientes.

92 años sin obispo auxiliar

En 1928, Pedro Tibiletti fue consagrado obispo auxiliar de la diocesis de Corrientes, ya el obispo Luis María Niella (primer purpurado de diócesis) era muy anciano y estaba casi ciego. Después de 92 años, la Santa Sede volverá a cubrir ese cargo y el Papa Francisco eligió a monseñor José Adolfo Larregain.
De la ceremonia participarán los obispos de Goya, Adolfo Canecín; de Santo Tome monseñor Alejandro Montini, y monseñor Salvador Castagna. También participarán sólo seis sacerdotes en representación de toda la diocesis. Además irán el gobernador Gustavo Valdés y el intendente, Eduardo Tassano, un religioso y un laico. El acto, en total, contará con 25 personas.
El arzobispo Andrés Stanovnick le bendecirá las manos con óleo. Se rezarán las letanías, momento en el Larregain permanecerá postrado.

Biografía de fray José Adolfo Larregain

Monseñor José Adolfo Larregain, conocido popularmente como “padre Fito”, nació el 3 de abril de 1966 en la localidad de Adolfo Gonzáles Cháves, en el sur de la provincia de Buenos Aires.
El 1994 ingresó al postulantado de la Orden de los Hermanos Menores Franciscanos, y el 1° de febrero de 1995 inició el noviciado. En 1996 hizo su primera profesión religiosa y en el 2000 realizó la profesión solemne en la Orden Franciscana. En el año 2003 fue ordenado diácono y el 19 de marzo de 2004 recibió la ordenación sacerdotal.

Obtuvo el bachillerato en Teología en el Instituto Teológico Franciscano “Fray Luis Bolaños” de Buenos Aires y en el 2017 la licenciatura en Teología Pastoral en la Facultad de Teología de la Pontificia Universidad Católica Argentina Santa María de los Buenos Aires, con una tesis sobre: “Donde estoy busco mi tierra. Un acercamiento teológico pastoral a la experiencia de la migración paraguaya en el barrio Rivadavia del Partido de Merlo, Provincia de Buenos Aires (1970-2017)”.

Por otra parte, desarrolló una intensa actividad pastoral y de responsabilidades en diferentes zonas de la Argentina donde están presentes comunidades franciscanas, entre las cuales Río Cuarto (Córdoba), Salta, Lomas de Mariló (Buenos Aires); guardián y maestro de postulantes de la comunidad de los Frailes Menores en la capilla San Cayetano en la localidad de Trujui y como Definidor Provincial de la Orden.
Prestó su servicio en la diócesis de Merlo-Moreno como párroco de la Virgen de la Paz; delegado diocesano para el acompañamiento de la Renovación Carismática Católica; es parte del grupo de los Formadores Permanentes para el Clero Diocesano y miembro del Consejo Presbiteral. También ejerce la docencia en diferentes instituciones diocesanas como la Escuela de Diáconos Permanentes y los Seminarios Catequísticos. (Datos: Aica)