Día del camarógrafo argentino: El testimonio de un “histórico”, Ariel Wolfram

29 junio, 2020 Leido: 371

Día del camarógrafo argentino: El testimonio de un “histórico”, Ariel Wolfram

Este lunes Se conmemora el Día del Camarógrafo Argentino, por la muerte en Santiago de Chile en 1973 del reportero argentino Leonardo Henrichsen, quien trabajando y colaborando como corresponsal del Canal 13 y a su vez de la televisión sueca, sería fusilado por un carabinero, instante en el que él mismo filmó su desenlace, un 29 de junio. Esta celebración fue sancionada y promulgada entre julio y agosto del año 1989 bajo la ley número 23.689.

Con tal motivo, LU 24 entrevistó a Ariel Wolfram, histórico camarógrafo de nuestra ciudad, quien relató que su primera filmación a nivel profesional, ocurrió en ocasión de la visita a Tres Arroyos de Raúl Alfonsín, para el Centenario.

“Trabajé con una cámara U Matic, que pesaba 29 kilos y la mochila 14; las grabaciones duraban 20 minutos y había que cambiarlas a cada rato, fue un trabajo complicado, y hoy a la distancia digo que era difícil, muy engorroso hacerlo. Afortunadamente, hoy la tecnología cambió, al igual que en todos los ámbitos, pero para nosotros es un cambio abismal”.

Recordó asimismo las grabaciones de fiestas y eventos particulares, y sostuvo que “se trabajaba de viernes a lunes sin parar, había fiestas todos esos días y se filmaba todo, luego había que descargar, editar todo en súper VHS en la computadora, era mucho, pero me ha dado muchas satisfacciones; he trabajado también con excelentes compañeros periodistas, y también a nivel nacional; hicimos la cobertura de Huracán con Carlitos Bayúgar, pero siempre aprendiendo, como me enseñó mi viejo, de algo siempre se aprende”.
Mencionó entre otras coberturas el caso Nair Mostafá: “fue algo muy grande, todo lo que salió fue desde acá, en ese tiempo no había la velocidad en los medios como existe ahora”, y citó que “hemos hecho transmisiones con Mauro Viale, por ejemplo, en directo”.
“Aprendo todos los días, trato de aggiornarme a los momentos actuales, que han cambiado radicalmente todo, trabajo con gente que ya tienen la velocidad necesaria para poder hacerlo en estos tiempos, y me adapto y aprendo”, concluyó.