El Colegio de Arquitectos denuncia “presiones mediáticas” en la licitación del ex Samoa

2 noviembre, 2016 Leido: 20

El Colegio de Arquitectos denuncia “presiones mediáticas” en la licitación del ex Samoa

Mediante una nota enviada a la presidencia del Concejo Deliberante, la delegación local del Colegio de Arquitectos formula una serie de observaciones respecto del “tratamiento mediático y subjetivo” que a criterio de los profesionales se está dando a la licitación del Balneario 1 (ex Samoa) en Claromecó, y pide al Cuerpo Deliberativo que “actúe objetivamente y conforme a derecho”.
Observa la misiva, que firman el delegado arquitecto Horacio Caletti y la visadora arquitecta Paola Salerno, que es pertinente reflexionar “en defensa de los matriculados que han participado de la licitación en carácter de proyectista y representante técnico de distintos oferentes”.
Tras advertir que la licitación obedece a un pliego de bases y condiciones al que tanto oferentes como proyectistas y representantes técnicos deben atenerse, advierte el texto que “en ninguno de los incisos del artículo 4 (Exclusiones) figura como causa de impugnación o exclusión ser dueño de una disco”.
Y sostiene que “en toda licitación pública, el pliego de bases y condiciones debe firmarse en todas sus fojas, anverso y reverso, por parte del oferente y su representante técnico, como constancia de haberlo leído y de que se acepta en todos sus términos”.
También se formulan un planteo en torno a la garantía de la propuesta, preguntándose los arquitectos en base a qué podría garantizarse esa oferta si no se la cuantifica. Y transcriben además el artículo relacionado con el canon a abonar según lo establece el pliego.
Sostienen los arquitectos, asimismo, que toda controversia entre oferentes, rechazos e impugnaciones “deben realizarse a través de los mecanismos técnico-legales vigentes (Ley Orgánica de las Municipalidades, Ley Provincial de Obras Públicas) y no a través de los medios masivos de comunicación”.
Y finalmente, consideran los profesionales que “uno de los oferentes con sus subjetividades mediáticas, prejuzga el accionar de todos los funcionarios municipales, tanto del Ejecutivo como del Deliberativo, tratando de presionar a su favor”.