El recuerdo de La Previsión en la palabra de Juan Carlos Lusi

15 septiembre, 2015 Leido: 5

El recuerdo de La Previsión en la palabra de Juan Carlos Lusi

La Previsión, cooperativa de seguros emblemática de nuestra ciudad, fue fundada un 15 de septiembre del año 1904, y funcionó como empresa hasta el año 2000, cuando cerró sus puertas tras una disposición de la Superintendencia de Seguros de la Nación.

Juan Carlos Lusi, quien trabajara en el lugar hasta el cierre de la firma, recordó a través de LU24 la trayectoria empresarial, y sostuvo que “la sentencia final vino con la decisión de la Superintendencia, que prohibió la emisión de pólizas, y aunque hubo intenciones de hacer fusiones o alianzas estratégicas, éstas no fueron posibles, por lo que pasó lo que pasó”.

Lusi dijo que ingresó en la compañía “el 1º de Abril de 1971 como auxiliar administrativo, y fui creciendo, porque la empresa daba la posibilidad de hacerlo, con esmero y responsabilidad. En ese momento ingresamos una gran cantidad de empleados, dada las características de La Previsión, que tenía 41 oficinas distribuídas en casi toda la provincia de Buenos Aires, parte de La Pampa y el sur, con una cantidad de pólizas que andaba en las ochenta o noventa mil, y daba trabajo a unos doscientos empleados.

Recordó que La Previsión “no sólo trascendió lo local o regional, sino que fue también en el orden nacional, ya que tenía muy buenas calificaciones por parte de la Superintendencia de Seguros, como una de las mejores compañías del país; fue una empresa impulsora de la creación de muchas cooperativas y de la Chacra Experimental de Barrow, lo que demostraba la responsabilidad social, que contaba con empleados en su mayoría tresarroyenses”.

“Yo estoy hasta el cierre de la compañía, cuando se dio el proceso de liquidación, desde febrero del 99 hasta fines de abril de 2000, con personal que fue absorbido por otra compañía y unos diez o doce que estuvimos hasta que cerró definitivamente las puertas, fue duro, muchos años, ya que la mayoría de los empleados ingresamos cuando teníamos 22 años y nos fuimos cuando teníamos casi cincuenta, forjamos la vida laboral y familiar en la empresa, viajamos a los diferentes lugares donde funcionaba la empresa, y en el año 75 incorpora la tecnología en computación, la que mantuvo hasta su cierre”, agregó.

“Hoy solo nos queda el recuerdo, y también los compañeros, a seguir adelante”, dijo emocionado Lusi.