Hoy LU24 cumple 51 años en el aire. Un presente “raro” que no permite festejar

4 octubre, 2020 Leido: 7831

Hoy LU24 cumple 51 años en el aire. Un presente “raro” que no permite festejar

Tal vez sea este, el número 51, el aniversario más extraño de LU24 Radio Tres Arroyos, en un presente que se puede desmenuzar en 100 pedazos, pero hoy es el día en que hace 51 años la radio salía al aire formalmente.

Dos cuestiones fundamentales: una pandemia universal que nos tomó de sorpresa y nos tiene atados a su voluntad, y la desilusión de no poder festejar.

No hay nada mejor que la celebración cuando se cumple un año más, una expectativa, una ilusión, una meta.

Y en este presente no lo podemos hacer. Pero por no poderlo hacer no va  a pasar desapercibido en la sociedad.

Y la otra realidad, es que tenemos la cara desfigurada por los embates de la economía, que si bien no es un capital propio, igualmente nunca nos gustó conformarnos con que si el mal es de muchos, nos hace sentir menos dolidos. Pero  “mal de muchos, es consuelo de zonzo” dice el viejo refrán.

Este nuevo aniversario nos trae a la memoria la actitud visionaria de un grupo de amigos que pensó en una radio para Tres Arroyos en la década del 60 y lo que nos compromete a nosotros, los de esta generación, mantenerla viva aún.

Y la realidad de los medios de comunicación en la Argentina en este momento no es nada fácil. Tal vez la radio sea el segmento menos golpeado, pero los insumos de la televisión, de los diarios, de las revistas, que decaen todos los días  por la gran competencia de los sitios de internet que lo tienen todo y en tiempos más rápidos.

Y a ellos de deben sumar las redes sociales, un competidor desleal que tiene su peso y su mano dañina con consecuencias impensadas.

No es fácil la lucha. Pero como toda lucha es interesante para ponernos a prueba momento a momento en cuanto a qué somos capaces de hacer.

Y esa es la premisa hoy de los medios, entre ellos la radio. No vamos a cambiar el mundo, pero somos hacedores de muchas cosas, especialmente de innovar para mantenernos vivos todos.  Y cuando decimos “todos” es porque en esto de informar, entretener, promocionar, vender, estamos todos. Alguna parte nos toca a cada uno de nosotros.

Hemos pasado por los estadios más diversos en estos 51 años, pero nunca nos detuvimos y jamás perdimos el liderazgo y la aceptación popular.

Primero fuimos la radio de la ciudad, de la zona, de gran parte de la Provincia de Buenos Aires. Con peso, con opinión propia, influyentes, orientadores, formadores de nuevas ideas. Y después, (y lo decimos con humildad) saltamos al mundo a través de nuestro sitio web, leído en cada lugar del planeta donde hay un tresarroyense.

Desde siempre La Radio fue respetada. Amada y odiada, pero con un alto grado de indiscutible preferencia popular.

La radio no es un ente, es una multiplicidad de voluntades que terminan entregando un valioso producto final.

En estos 51 años hemos sido parte de la historia lugareña y propaladores de las mejores y las peores que nos ha tocado vivir.

Hoy la radio está parada, firme, consistente, amalgamada con la realidad por la que pasamos todos los argentinos. Somos innovadores, creadores de estilos, inmediatos en lo que creemos que la audiencia quiere saber.

Somos amantes de la tecnología, de las cosas nuevas, de las experiencias que vivimos día a día. De hacer una radio desde la casa de cada uno de nosotros, ante la necesidad de priorizar la salud, de estar del lado de las prédicas de las autoridades sanitarias, de tratar de disimular cuando las voces no salen de un estudio de radio, pero si tal vez de un living, de un comedor, de un quincho. Pero no tenemos capacidad de abandonar a la audiencia. Y así seguiremos.

Este es un aniversario que porque no nos permita el festejo, va a ser triste. Por el contrario, lo vivimos con la misma felicidad que hemos transcurrido los 50 anteriores. Hoy celebramos respetando la mirada visionaria de quienes fundaron LU24 y no solo les rendimos homenaje porque la mayoría no está en este mundo. Les rendimos homenaje porque fueron pioneros en algo superador para Tres Arroyos a fines de la década del 60. Y nos sentimos obligados a rendirles el mejor homenaje con la continuidad de la tarea, que requiere trabajo, imaginación, tesón, destreza y hasta un toque de audacia para seguir en pie.

El 4 de octubre de 1969 Tres Arroyos tuvo su primera radio, cuna de la radiodifusión local y regional. Y por suerte, hoy estamos celebrando los 51 años de aquel acontecimiento que todavía está vivo en la retina de muchos convecinos. Y debemos terminar con un gran “gracias” a todos. A los que nos ayudaron a crecer y también a los que nos hicieron pasar momentos tristes, amargos, injustos, dolorosos. Porque nos pusieron a prueba la resistencia. Y así seguiremos, resistiendo los avatares y sumando día a día, una pequeña porción de ese todo que significa decir Tres Arroyos.