No habrá carpa en “La Playita del Medio“ y Lamberti desmiente acusaciones

21 agosto, 2016 Leido: 21

No habrá carpa en “La Playita del Medio“ y Lamberti desmiente acusaciones

Julián Lamberti, concesionario del parador La Playita del Medio, expresó su decepción tras ser informado por parte de autoridades municipales de que no se habilitará la carpa en la que tenía planificado desarrollar actividades en la próxima Fiesta de la Primavera en Claromecó. “Nosotros ya arrancamos con la preventa de las entradas y la difusión; pero por una cuestión de costos y logística, la carpa se arma una semana antes del evento, y cuando se termina de armar se piden las inspecciones de seguridad, que en el caso de Bomberos se hace una primera visita de asesoramiento, y luego una segunda para verificar que todo lo que solicitaron esté en orden; luego viene la inspección municipal, y por lo general finaliza dos días antes de la fiesta propiamente dicha”, explicó.

Este año, indicó Lamberti, todo transcurría “con normalidad” cuando recibió un llamado del Municipio en el que lo alertaban acerca de “lo candente que estaba el tema en el Concejo Deliberante, tras lo que se hizo pública una denuncia de concejales del Frente Renovador y el Frente para la Victoria, que señalaban que en la fiesta del año pasado había cables en el piso y no teníamos matafuegos, algo absolutamente falso. Esto se conoció el jueves, y el viernes recibí otro llamado de Alejandro Finocchio, de parte de Juan José Etcheto, en el que directamente se me informaba que no se autorizará a realizar ninguna actividad en una carpa”.

“Entiendo que cuando se habla de tragedia, como han dicho los concejales, o de la integridad de los participantes, es un tema delicado. Pero lo cierto es que así terminó la historia, nosotros hemos cumplido siempre con todos los niveles de exigencia que se requieren para un evento de esta naturaleza, y sin embargo ahora no podremos hacerlo. Lo malo es que, a la vista de declaraciones así, es difícil que un padre de afuera quiera mandar a su hijo a Claromecó, sobre todo teniendo en cuenta lo que venía sucediendo en los últimos años, que llegaba gente de Azul, Tandil, Buenos Aires, y esta fiesta se convirtió en algo que generaba movimiento de alojamientos, comercios, entre otros. Todavía no sabemos bien qué vamos a hacer con los recitales que teníamos programados para la carpa. Pero es una pena que se corte algo que hicimos con tanto esfuerzo”, finalizó Lamberti.