Polémica en Laprida por la tasa “alfajor Jorgito simple” a productores

21 septiembre, 2020 Leido: 1624

Polémica en Laprida por la tasa “alfajor Jorgito simple” a productores

En Laprida hay polémica porque la Municipalidad busca cobrar 35 pesos, lo que vale un “alfajor Jorgito simple” por hectárea al campo a los productores para destinarlo al área de salud.

El anuncio fue anunciado por funcionarios del Ejecutivo y por el propio intendente Pablo Torres en su cuenta de Facebook. El mensaje decía: “Anunciamos un pago estímulo para trabajadoras y trabajadores municipales por el esfuerzo y compromiso durante la cuarentena. Ofrecimos a los sindicatos SOEM y UPCN (y aceptaron) el pago de un ESTIMULO de $ 12.000 para todos las y los trabajadores municipales y un extra de $ 5.000 (es decir, cobrarán $ 17.000) para los esenciales. Se cobrará a fines de noviembre y se financiará con una tasa de $ 35 (1 alfajor Jorgito simple) x hectárea y por única vez a las producciones de más de 400 hectáreas y un monto a grandes empresas (bancos, electricidad, gas, tv por cable, telefonía) de capitales no lapridenses (no afecta a comercio ni industria local”.
La medida tiene que aprobarse en el Concejo Deliberante, donde el Intendente tiene 7 concejales a favor contra 5 de Juntos por el Cambio. Este último espacio pidió no incrementar la carga impositiva y, en cambio, propone que el próximo aguinaldo de los funcionarios locales se use para pagar ese bono.
Malestar rural
Esta decisión del mandatario generó una inmediata reacción de los productores de ese distrito. Luis Crippa, presidente de la Sociedad Rural de Laprida, señaló que el campo no fue consultado sobre esta carga tributaria extra. “Se mandó solo, no nos consultó para nada”, dijo sobre Torres.
Crippa afirmó que no se opone a que se pague un bono, pero criticó que “siempre sale del mismo sector y creemos que no debe ser así”. Añadió: “No negamos que nos hayan cuidado (los trabajadores esenciales), pero si el municipio venía con las cuentas ordenadas, ¿por qué no ponen la plata ellos?

“El campo siempre está pagando el 92/93% de la tasa vial, pero no está bien porque venimos de dos años con sequía acá”, indicó el dirigente. “Ya tuvimos una pelea porque en febrero pasado nos aumentó 67% la tasa vial para todo el año y nos pareció demasiado el aumento”, añadió.
Y a modo ilustrativo sobre la colaboración del sector del campo, el dirigente ruralista contó que al inicio de la pandemia la Rural local, con la cooperadora del hospital, llevó adelante una colecta que permitió recaudar $1,6 millones. Con eso se compró un respirador y otros elementos para atender la situación por el coronavirus.
Estiman que “con el alfajor Jorgito” por hectárea que se cobre, el Estado Municipal recaudará alrededor de 7 millones de pesos. En un comunicado, la Sociedad Rural de Laprida dijo que “rechaza el proyecto que el Ejecutivo va a elevar al Concejo Deliberante por considerar que no es constitucional su implementación”.
Luis María Crippa expresó “No tienen otra idea que para tapar sus deficiencias recurren al que invierte y trabaja. Señores de la política y ejecutivo hagan un gesto ustedes también y rebajen sus sueldos”, agregó.
Este desencuentro que se dio en la ciudad vecina no tendrá un solo capítulo, ya que el Intendente Torres no es de quedarse en silencio cuando debe explicar sus razones. Es un hecho que una vez ingresado el proyecto se trate y se apruebe en el Concejo Deliberante donde el Frente de Todos tiene mayoría. Más allá del acompañamiento de Juntos por el Cambio en esta instancia de Pandemia, es conocida su oposición a esta decisión del Intendente Pablo Torres.
Fuente: El Fénix