Solidaridad gremial con la situación de los trabajadores de la exfábrica Vizzolini

14 agosto, 2015 Leido: 4

Solidaridad gremial con la situación de los trabajadores de la exfábrica Vizzolini

La CGT Regional Tres Arroyos se solidarizó, a través de la palabra de varios dirigentes gremiales, con los trabajadores de la exfábrica Vizzolini, que será cerrada por decisión de su propietaria, la firma Molinos Río de la Plata. Participaron el titular de la central gremial local, Humberto Salaberry; Alberto Perotti, de Molineros; Daniel Marchetti, de Fideeros y el dirigente mercantil Carlos Barroso.

“Son 60 familias las que se ven afectadas por esta situación, de manera que la CGT quiere acompañar y hacer todo lo que pueda por esta problemática, brindar su apoyo y logística que está a disposición de los sindicatos y los trabajadores involucrados”, advirtió Salaberry.

Alberto Perotti, por su parte, mostró solidaridad con los trabajadores de la exfábrica Vizzolini, y aseguró estar informado sobre esta situación tras haber tenido contacto, como paritario nacional, con gente de Recursos Humanos de Molinos Río de la Plata. “Allí me dijeron que esta planta no iba a continuar produciendo en el largo plazo; eso lo guardé para no afectar el ánimo de los compañeros y de los dirigentes gremiales, aunque sí se lo comuniqué al secretario general Humberto Salaberry. Nosotros vamos a acompañar a los trabajadores fideeros, pero vale la pena recordar que Molinos Río de la Plata siempre ha manejado a su gusto a la molinería, y la cesantía de trabajadores es una práctica habitual para ellos en todo el país, que por supuesto repudiamos totalmente”, sostuvo.
Perotti advirtió además que “en todos lados hacen lo mismo, empiezan ofreciendo retiros voluntarios y luego mandan los telegramas. Incluso prometen hasta un 15, 20 por ciento por encima de las liquidaciones que corresponden, por eso nosotros no podemos tomar la fábrica ni hacer una cooperativa, porque la empresa cumple con lo que dice la ley”.

Daniel Marchetti, en tanto, aseguró que “los gremios hermanos estuvieron con nosotros desde el principio”, y recordó que recurrieron “a autoridades políticas apelando más que nada a su compromiso social, ya que desde el punto de vista de la empresa es difícil lograr algo. Está el compromiso del intendente y de concejales de gestionar para ver si se puede hacer algo”.

Carlos Barroso, por su parte, ratificó “el acompañamiento irrestricto de la CGT a cualquier gremio que atraviese una situación de este tipo, y lamentablemente, este tipo de manejos suelen ser frecuentes porque la Ley de Contrato de Trabajo permite indemnizar al trabajador, sin preguntarse qué ocurre después, si es posible o no reinsertarse laboralmente en el corto plazo y con alguna estabilidad. Por eso queremos acompañar a los trabajadores en cada uno de los trámites que tenga por hacer, en todos los niveles”.