A un año de su realización, Casación anuló el juicio por el “geriátrico del horror”

11 junio, 2021 Leido: 1563

A un año de su realización, Casación anuló el juicio por el “geriátrico del horror”

A un año de su realización, la Sala II del Tribunal de Casación de la Provincia de Buenos Aires, con sede en La Plata, dictó la nulidad del juicio por el llamado “geriátrico del horror”, en Tres Arroyos, y con esta resolución habilitó a las entonces condenadas Carla Barroca y Liliana Sánchez, madre e hija, a ser juzgadas nuevamente o bien acordar un procedimiento abreviado. La alzada judicial consideró que la doctora Verónica Vidal, jueza del caso, incurrió en prejuzgamiento, respondiendo de esta manera a la apelación interpuesta por la defensa de ambas mujeres.
LA-PERSE
Barroca y Sánchez fueron condenadas en primera instancia a 8 años de prisión y 10 años de inhabilitación para el cuidado de personas, tras el debate oral que se llevó a cabo los primeros días de junio del año pasado en la sala de audiencias del Tribunal Oral Criminal de Tres Arroyos. Llegaron al banquillo acusadas por el fiscal Carlos Facundo Lemble por abandono de persona en cinco hechos, y agravado en un hecho, en concurso real entre sí en relación a una de las víctimas.
Sin embargo, el fiscal solicitó para ambas la pena de 4 años de prisión, con la misma inhabilitación que luego impuso Vidal.
Lo cierto es que previamente, la defensa de las mujeres, a cargo de la doctora Elisa Hospitaleche, había planteado junto al representante del Ministerio Público una propuesta de juicio abreviado –que necesariamente debe aceptar el magistrado interviniente- y que Vidal rechazó, adelantando opinión sobre el caso en ese resolutorio. Por tal razón, Hospitaleche apeló a la instancia superior, una vez conocida la condena, pidiendo la nulidad de todo lo actuado tras ese acuerdo fallido, por considerar que Vidal debió excusarse y no intervenir como magistrada en el juicio, y al mismo tiempo planteó la ‘incongruencia’ de la pena impuesta por la jueza en relación al pedido del fiscal, postura con la que coincidió el fiscal ante Casación.
Así, la Sala II de Casación decidió la nulidad del juicio, lo que abre para las partes la posibilidad de un nuevo juicio oral, y también de proponer un juicio abreviado como el que oportunamente se propuso entre la defensa y el fiscal.
Cabe recordar que el caso tuvo un alto impacto mediático incluso a nivel nacional, cuando trascendieron las presuntas condiciones de abandono de los residentes en el establecimiento, ubicado en Güemes 1336.