De película: Dumrrauf contó cómo enfrentó a un delincuente en el violento episodio del asalto de ayer

20 julio, 2021 Leido: 5930

De película: Dumrrauf contó cómo enfrentó a un delincuente en el violento episodio del asalto de ayer

Walter Dumrrauf, un tresarroyense que viaja continuamente a Buenos Aires y La Plata realizando traslados compartidos, compras de comerciantes locales en esas ciudades y encomiendas, tuvo que enfrentar ayer un difícil momento cuando se topó con un delincuente –muy excitado por el consumo de sustancias- que lo agredió a puntazos para robarle, en la zona de Dorrego y Urquiza. Según su relato a la radio, “eran las 19.15. Fui a dejar un sobre al hombre que tiene despensa y carnicería en la esquina, y charlando como es habitual, me pidió una tarjeta porque un familiar quería traer ropa para vender. De casualidad no había dejado la camioneta en marcha, pero cuando salgo a buscar la tarjeta, me encontré con este muchacho que salió directamente a puntearme con un cuchillo de 16 centímetros de hoja. No me dijo ‘dame la plata’, ni nada, se me tiró encima con una campera y me tiró el puntazo. Nací de nuevo porque me pegó justo al lado del riñón, y fue solamente un raspón porque el cuchillo quedó sobre la campera, que se rompió. Me pedía la camioneta y el dinero, pero yo en la camioneta tenía la mercadería de mis clientes, que cuido con la vida porque para un laburante es imposible pagarla”, aseguró.

LA-PERSE

Así como lo cuenta, Dumrrauf estuvo a punto de perder la vida por defender la mercadería. “Empezamos a forcejear porque yo quería sacarle el cuchillo. Nos caímos dos veces al piso, yo soy muy grande, peso 121 kilos, pero me levanté y ya cuando me tenía contra la pared logré sacárselo. Ahí creo que nací de vuelta, porque el estado en el que estaba ese muchacho era terrible. La manera en que se resistió ante la policía… Me pregunto cómo pude con este loco. De hecho en un momento con su cuerpo a mi disposición pensé en darle una puñalada yo también pero Dios me dio la oportunidad de hacerlo”, aseguró.
Trabados en lucha cayeron dentro del local, y el dueño salió corriendo para llamar a la policía. Lo que vino después es realmente de película. “Pero pensé que este loquito, que vive a 11 metros del local, iba a salir a buscar un arma y me iba a matar. Por eso me fui hasta la camioneta, di la vuelta a la plaza y llamé al 911, que no tardó ni cinco minutos en llegar. Cuando vuelvo al local encuentro al delincuente hablando con el dueño. Y esta persona salió a agredirme de nuevo, diciéndome ‘vos que decís gato, traes la gorra, decís que te robé y yo nunca te vi’. Lo único que esperaba era que la Policía llegara pronto, lo que de hecho sucedió, junto con los autos de la Patrulla Urbana. Y este chico se volvió a la casa, que de hecho alquila un departamento al mismo dueño de la despensa. En todo momento yo me hacía el que no lo conocía, pero la Policía lo agarró enseguida”, concluyó.